(Contra)crónica Basketblog Jornada 19 Liga Endesa

Categoría: Actualidad, Competiciones, Liga Endesa, Liga Endesa

El segundo partido de la serie de tres encuentros que mantienen Real Madrid y Gescrap Bilbao Basket, puede que el menos importante para el futuro inmediato de ambos equipos, ha provocado bastantes movimientos dentro de la Liga Endesa. La victoria de los de Fotsis Katsikaris da el liderato al Barcelona Regal y deja el primer lunar en la marcha del Real Madrid de Pablo Laso (incapaz de ganar a los bilbaínos en sus dos duelos ligueros). Todo esto y mucho más en nuestra (contra)crónica de la jornada 19 de la competición nacional.

La toma de Madrid (I)

El Bilbao Basket era quien más tenía que perder en su nuevo duelo ante el Real Madrid y eso terminó notándose en la tarde del domingo (90-93). Los “desaparecidos” el miércoles en la Euroliga se tomaron su particular revancha (brillantes Jackson y Fischer), lo que unido a la habitual aportación de Banic, Mumbrú y Vasileiadis terminó por ser determinante ante un equipo blanco más preocupado por atacar que por defender. Los de Pablo Laso terminaron pagando sus alegrías ante un rival que no quería llevarse una nueva derrota antes del decisivo encuentro de esta semana en Miribilla en la Euroliga.

La toma de Madrid (II)

Cierto que, según la clasificación, el Estudiantes no era el rival más temible que podía tener el Barcelona Regal, pero los colegiales siempre se crecen ante los grandes y el Barça ya sabe lo que es morder el polvo en esa cancha (lo hizo la temporada pasada). El equipo de Xavi Pascual solventó el partido sin grandes alardes (65-80), tirando de la eficacia de jugadores como Lorbek, Sada, Eidson y Navarro y decidiendo desde la larga distancia (14/29 en triples por 14/30 en tiros de 2) un encuentro en el que volvió a tener problemas para controlar el rebote defensivo y a no ser agresivo buscando el aro contrario (detalles por los que ciertos analistas en Europa ponen en duda su candidatura a la Euroliga). Eso, por el momento, les da para ser líderes en la Liga Endesa, pero no garantiza títulos.

Vuelta al Buesa Arena

El Caja Laboral volvió a su pabellón en medio de un ambiente festivo en las gradas. No era para menos, porque el nuevo Buesa Arena deja a los vitorianos con un recinto de primer nivel europeo. Lo que está lejos de alcanzar cotas tan altas es el actual rendimiento de los de Dusko Ivanovic, que sufrieron demasiado para deshacerse del Gran Canaria (71-67). Teletovic, Milko Bjelica y Fernando San Emeterio llevaron el peso del partido, pero el Caja Laboral tiene demasiados jugadores “de paso” (Walsh y Golubovic) y otros que aun no ofrecen la consistencia y regularidad que necesita un club de tanta exigencia (Heurtel y Ribas). El puzzle está lejos de parecer completo y la esperada reaparición de Lampe no va a poder resolver todos los enigmas.

La caída libre del Unicaja

Tercera derrota consecutiva de los malagueños (sexta si contamos las tres del Top 16 de la Euroliga), esta vez en casa y ante uno de los colistas de la tabla, el Obradoiro Blusens. De todos modos, eso no fue lo peor, si no el modo en el que se produjo el triunfo de los de Santiago de Compostela (54-69). De nuevo los de Chus Mateo se colapsaron en ataque en el segundo cuarto (5 puntos anotados, los mismos de la semana pasada ante el Gran Canaria), incapaces de hilar una jugada con sentido. No parece que la directiva del club vaya a tomar medidas drásticas, pero este rendimiento es inaceptable para una plantilla con figuras de esta liga y que ya ha recuperado a sus lesionados.

Debuts desafortunados

Mal estreno en sus nuevos cargos en la Liga Endesa para Velimir Perasovic al frente del Valencia Basket y de Roberto González con el Blancos de Rueda Valladolid. Los pucelanos van a necesitar tiempo para poder medir el impacto del nuevo entrenador, con lo que poco pudieron hacer ante un Lagun Aro lanzado (71-62), sobre todo si jugadores como Touré, Diego García o Bordchart están lejos de su mejor versión. Tiempo es lo que no tiene en cambio el Valencia Basket, un equipo al que están destrozando las prisas y la ansiedad, deseoso de volver al lugar que le corresponde por la vía rápida (entre sus cuatro mejores jugadores, De Colo, Caner-Medley, Rafa Martínez y Claver, hicieron 3/25 en triples). Paciencia y trabajo, las virtudes que mostró el CAI Zaragoza para superarles (71-63), es lo que necesitan ahora a las orillas del Turia.

El despertar del UCAM Murcia

Lo hemos vivido en otras muchas ocasiones. La acumulación de derrotas va haciendo mella en la comunicación entre técnico y jugadores hasta llegar un momento en el que la pérdida de fe es total. Eso es lo que parece que sucedía en Murcia, donde la llegada de Óscar Quintana facilitó la liberación de una plantilla, no por lo hecho por el nuevo entrenador, si no por la nueva situación en sí, que jugaba con cadenas atadas a las piernas. El UCAM Murcia mostró una imagen mucho más compacta, superando las dificultades y sin venirse abajo cuando el partido parecía que se ajustaba. Cierto que el juego abierto del FIATC Joventut, que se transforma radicalmente fuera de casa, abusando del lanzamiento y sin forzar penetraciones, ayudó mucho a la defensa murciana, pero una victoria por 22 puntos (76-54) a un posible rival directo siempre sienta bien a la confianza de un grupo.

Cambio de papeles

Si hablamos de tendencias y dinámicas positivas, Lagun Aro (7 victorias en los últimos 8 encuentros), Gescrap Bilbao Basket (5 triunfos consecutivos) y CAI Zaragoza (3 de los últimos 4) son ahora los equipos más felices de la Liga Endesa. Especialmente brillante está siendo la trayectoria de los de Sito Alonso, que van a visitar en la próxima jornada a un Valencia Basket al que pueden dejar bastante tocado. Son precisamente los valencianos, junto a Banca Cívica Sevilla (derrota del antiguo Cajasol en Alicante ante el Lucentum tras prórroga por 86-82) y a un Fuenlabrada que ha perdido con claridad sus últimos dos choques (esta semana 80-59 en Manresa), los que atraviesan un momento más complicado de esa larga lista de aspirantes a entrar en los playoffs (siete equipos en un solo partido de diferencia y sólo tres plazas).

El temporadón de Sergi Vidal

El Lagun Aro es uno de los equipo de la temporada y buena parte de culpa la tiene el espectacular rendimiento que está ofreciendo Sergi Vidal. Andy Panko es el referente ofensivo, pero el escolta es el jugador fundamental en los esquemas de Sito Alonso por todo lo que aporta en las dos partes del campo. Gran defensa, actividad, ayuda en la dirección, búsqueda del aro y lanzamiento exterior en un hombre recuperado para la causa tras dos años condenado al ostracismo en Madrid. Una resurrección digna de una novela (11,6 puntos, 4,6 rebotes, 2,6 asistencias y un 45% en triples) a la que todavía nos queda por ver si el final será completamente feliz: ¿convocatoria para los Juegos Olímpicos en el último capítulo?

Comentar